Escrituras trans

«Esperando a los bárbaros», por Constantino Cavafis

 

—¿Qué esperamos, reunidos en la plaza?

Es por los bárbaros que llegan hoy.

—¿Por qué está el senado tan ocioso?
¿Por qué se sientan los senadores y no legislan?

Porque los bárbaros llegarán hoy.
¿Qué más leyes han de dictar los senadores?
Cuando lleguen los bárbaros, ellos serán los que legislen.

—¿Por qué nuestro emperador se ha levantado tan temprano
y ha ido a sentarse ante el portón mayor de la ciudad,
solemne sobre su trono, con la corona puesta?

Porque los bárbaros llegarán hoy.
Y el emperador espera a su líder para recibirlo. De hecho,
le tiene preparado un pergamino como regalo,
donde le ha escrito muchos títulos y nombramientos.

—¿Por qué salieron nuestros dos cónsules y los pretores
hoy con las púrpuras, las engalanadas togas?
¿Por qué llevan pulseras con tantas amatistas
y anillos de esmeraldas lujosas y relucientes?
¿Por qué hoy echan mano de costosos bastones,
en plata y oro espléndidamente labrados?

Porque los bárbaros llegarán hoy,
y estas cosas deslumbran a los bárbaros.

—¿Y por qué nuestros ilustres oradores no acuden, como siempre,
a pronunciar sus discursos, a decir sus razones?

Porque los bárbaros llegarán hoy,
y a ellos les aburren las retóricas y las arengas públicas.

—¿Por qué, de pronto, esta inquietud y confusión?
(Los rostros qué serios se volvieron);
¿por qué se vacían rápido las calles y las plazas,
y vuelven todos a sus casas tan pensativos?

Porque cae la noche y los bárbaros no han venido.
Y algunos que estuvieron en la frontera afirman
que ya no existen los bárbaros.

—Y ahora qué será de nosotros sin bárbaros:
estas personas eran una suerte de remedio.

 

 

*Recogido en: C.P. Cavafis – Poesía Completa
Traducción de: Juan Manuel Macías
Ed. Pre-Textos 2015©
ISBN: 978-84-16453-19-1

 

Constantino Cavafis  fue un poeta griego que nació en Alejandría, Egipto, el 29 de abril de 1863, y falleció en su ciudad natal, el 29 de abril de 1933. Está considerado como uno de los grandes poetas del siglo XX y una pieza fundamental en la literatura griega de todos los tiempos. Tras una juventud dividida entre Egipto, Grecia, Inglaterra y Turquía, Cavafis se estableció finalmente en Alejandría como funcionario. Su obra, escasa en vida, no logró gran reconocimiento hasta décadas después de su muerte, despertando una gran influencia en autores de todo el mundo a partir de los años 60. Es considerado un clásico de la poesía universal gracias a obras tan conocidas como los poemas “Esperando a los bárbaros”, “Ítaca” o “El dios abandona a Antonio”. A partir de la década de 1960 se convirtió en un ícono de la cultura gay.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s